Relatos - J.R.R. Tolkien

by - 12:50


   Nos volvemos a encontrar, mi querido y olvidado Tolkien. Oh, este pequeñito y asombroso rejuntado de relatos del gran maestro de la fantasía nos permite explorar distintos e interesantes reflejos olvidados de su literatura. Un gran acierto de la editorial Minotauro a la hora de compilar tres historias tan distintas que, por sus contrastes y diferencias, dan la sensación de una obra completa a pesar de su brevedad.

   Reencontrarme con Tolkien es como reencontrarme con un viejo amigo de la adolescencia. Cuando apenas alcanzaba los dieciocho años, conseguí esta colección completa de la obra de Tolkien en tapa dura, que consiste de básicamente todo lo que escribió junto con ensayos, diccionarios y atlas de consulta. Un verdadero acierto de la editorial Planeta DeAgostini (a pesar de que me voy a estar quejando eternamente de la pésima encuadernación de estos volúmenes!). He leído la obra canónica de Tolkien en el pasado, es decir, El Hobbit, El Señor de los Anillos y El Silmarillion. El Señor de los Anillos fue uno de esos libros que he leído y releído hasta el cansancio y podría decirse que fue durante mucho tiempo uno de mis libros favoritos.
   Este compilado nos trae tres historias que transcurren en sitios ficcionales ajenos a la Tierra Media, es decir, escapan a la obra canónica de Tolkien y, creo yo, le han servido al autor como respiro para explorar otros aspectos de su genio literario.
  • Egidio, el Granjero de Ham: Este relato es el más largo y complejo de la lista y quizás el más tradicionalmente tolkiano de todos. Nos presenta la historia de Egidio, un granjero del pueblo de Ham que ve su vida perturbada por una sucesión de acontecimientos inesperados. Quizás se trate del arquetipo tolkiano por excelencia: el hombre común que se ve forzado a transformarse en un héroe por mérito de las circunstancias y contra sus propios deseos de llevar una vida ordinaria y terrenal. No voy a contar mucho de la trama, pero involucra a un dragón, un Rey y muchos, muchos lingotes de oro. El estilo narrativo presenta muchas semejanzas con el estilo de los cuentos de hadas, lo cual le otorga a la historia una magia bastante especial. El argumento ficcional presenta similitudes marcadísimas con la trama del Hobbit. Casi podría pensarse que es una parodia de su propia literatura. ¿Por qué digo esto? Porque donde el Hobbit excede en dramatismo, heroísmo, acción y fantasía; Egidio excede en ironía, comicidad y constantes guiños de dobles sentido. Al leerlo, uno siente que Tolkien le está diciendo entre líneas al lector:: "mirá, este es un resumen de mi literatura y esto es lo que siempre estuve tratando de decir". No es más que una larga alegoría del mundo desfachatado que llevó al desastre europeo de mediados del siglo XX y una dura crítica a las estructuras de poder y las actitudes sociales. Muy logrado, muy ligero de leer, un relato totalmente recomendable.
  • Hoja de Niggle: Éste es quizás el más extraño de los tres y quizás una de las cosas más extrañas que Tolkien jamás escribió. La razón de ello es que el buen hombre se sale aquí de la tradición de la fantasía para adentrarse en los oscuros confines del cuento fantástico (sí, hay una diferencia). Nos presenta la historia de Niggle, un artista miserable que atraviesa de manera muy surrealista su vida y su muerte casi sin ser consciente de su propio destino. Hay una imaginería extraordinaria en este relato y mucha reflexión teológica de las ideas básicas del autor (permeables en la totalidad de su obra, pero concentradas aquí de manera muy efectiva)
  • El Herrero de Wootton Mayor: Éste fue el único relato que no me gustó. Trata sobre un herrero que tiene un encuentro inesperado (mediante un ícono simbolizado por una estrella de poder) con un reino mágico llamado Fantasía, que se erige como una de las tierras más misteriosas y deslumbrantes que nuestro querido amigo podía llegar a imaginar. Bien fantasioso y por momentos exagerado. La trama es muy al estilo de las Crónicas de Narnia y tiene ese halo de curiosidad infantil de aquellas historias. Sin embargo, yo lo percibí como un relato inacabado, inmaduro, disperso y que va y viene por una multitud de lugares sin acabar de brindar una conclusión satisfactoria. Me dejó más con un enorme signo de interrogación que otra cosa. Una nota poco grata para acabar la colección.
   Fue una aventura singular y curiosa volver a leer a este ídolo de la adolescencia. Dentro de todo, un librillo que recomiendo y que me gustó bastante. Le doy 3 de 5 estrellas. Dudo mucho que encuentren este trío de relatos en las librerías. Tengo entendido que ya no se está editando a la manera de esta antología, sino que se venden por separado. Si se ven obligados a elegir, les recomiendo que lean Egidio. Es el más completo de los tres. 
   ¿Los han leido? ¿Qué les han parecido?

Quizás también te interese:

2 comentarios

  1. Me parece encantador como explicas las cosas, después de ver tus videos siempre le hago un vistazo al blog por si me he perdido algo. Me pregunto si alguna vez habías pensado en hablar de algunos autores, sus novelas que más te han gustado y cómo empezar con dicho autor. Conmigo triunfarías, gracias a ti mi lista de libros pendientes se agranda.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias! ^_^ Más adelante tengo planeado hacer justamente videos de ese tipo :P Me faltan algunos librillos por leer de algunos autores primero jajajaj Gracias por pasar :) Saludos!!

    ResponderEliminar